Al ser dueño de un auto debes ser responsable con la mantención de los neumáticos. Ellos soportan el peso del auto, absorven todos los obstáculos de las calles y, además, responden a los distintos movimientos de la conducción como la dirección, las frenadas y la aceleración.

 

Acá dejamos algunos consejos para la mantención de los neumáticos de tu auto:

  • Es importante revisar regularmente la presión. Una presión incorrecta repercute en su vida útil, comportamiento y, además, en el consumo de bencina. La presión de inflado recomendada se puede encontrar en el manual de usuario de su vehículo junto al asiento del conductor en el lateral de la puerta, o bien, en el interior de la tapa de la bencina.
  • Cada 5.000 KM recorridos, fijarse en el nivel de desgaste que presentan.
  • Es recomendable, mientras sea posible, cambiar las ruedas de adelante con las de atrás, sin cruzarlas, para conseguir un desgaste más uniforme.
  •  Algunos signos de que las ruedas se encuentran desalineadas son:
        -Notar un desgaste irregular
        -Que el volante no quede en posición recta
        -Sentir que el auto se carga hacia un lado cuando va andando.
  •  Si nota que su volante vibra, puede ser por:
        -Si es a alta-media velocidad: las ruedas se encuentran desequilibradas.
        -Si es a baja velocidad: pueden existir posibles deformaciones en los neumáticos o en las llantas
  • Algunos de los criterios que sirven para determinar un cambio de neumáticos son:
        -Cantidad de Km.recorridos
        -Control de desgaste
        -Envejecimiento.
        -Estado de la carcasa.
  • Al cambiar los neumáticos se deben tener en cuenta la medida , el índice de carga y el código de velocidad originales.
  • El desgaste de los neumáticos refleja el estilo de conducción de quien lleva el volante, de las condiciones de utilización y del tipo de vehículo y carreteras por las que se circula.
  • En los vehículos que cuenten con tracción en las cuatro ruedas,  es indispensable cambiar los cuatro neumáticos a la vez.
  • Es fundamental tener las ruedas en buen estado debido a que la mayoría de los dispositivos de seguridad del vehículo actúan sobre las ruedas.
  • Los elementos a tener en cuenta al momento de elegir neumáticon son: la adherencia, la duración, y el silencio de funcionamiento.
  • Un auto que cuente con los neumáticos correctos no tendrá problemas para circular por el hielo, la nieve, el agua o con bajas temperaturas.


Cómo cambiar un neumático en 10 pasos

En caso que alguno de tus neumáticos sufra un percance y tengas que sustituirlo debes tener a mano:

  • Una linterna
  • Un chaleco reflectante
  • Una gata hidráulico
  • Llave de cruz


Si el neumático se desinfla o revienta estando en movimiento:

  1. Coloca las luces intermitentes del vehículo
  2. Disminuye la velocidad poco a poco. Si frenas muy rápido es posible que pierdas el control del auto.
  3. Estaciona tu auto al lado derecho de la vía y, dentro de lo posible, en un lugar iluminado.
  4. Colócate el chaleco, busca el triángulo y colócale a un mínimo de treinta metros de donde te hayas detenido.
  5. Busca el neumático de repuesto, la llave de cruz y la gata.
  6. Afloja los tornillos de la llanta del neumático desinflado. No los retires, ya que el neumático podría salirse, sólo suéltalos.
  7. Una vez que hayas aflojado todos los tornillos, coloca la gata bajo el auto, cerca de una zona que está marcada para ese fin, y comienza a girar la palanca para que el auto se empiece a levantar. Nunca te coloque abajo del auto.
  8. Ahora puedes retirar los tornillos y el neumático viejo para reemplazarlo por el de repuesto.
  9. Ajusta los tornillos del nuevo neumático con la mano, baja el coche con la gata y termina de apretar los tornillos.
  10. Por último, guarda el neumático, la gata y la llave en el maletero. Retira el triángulo de la calle y regresa a tu auto.


¡Siempre es mejor prevenir que lamentar!